Tres claves para que tu negocio tenga el Black Friday más colorido de todos los tiempos

 
 

La palabra descuento causa un efecto casi mágico en los consumidores. Por ello, en los últimos años, se han popularizado las jornadas especiales de descuentos, como el Black Friday o el Cyber Monday que generalizan las ofertas a todo el público y a todo tipo de productos sobre todo en los ecommerce. El alto ratio de conversión de las campañas de marketing promocional gana cada vez más adeptos entre los responsables de las compañías, ávidos de aprovechar estas jornadas para generar nuevos clientes.

Según prevé Adigital, un 81% de las empresas participarán del Black Friday durante este año y se estima que las ventas en España alcancen los 1.235 millones de euros durante la jornada. Además, se calcula que cada español gastará, de media, 129€ en el Black Friday de este año, contra los 112€ del año pasado.

Cuando llegan estas fechas tan señaladas, las empresas no pueden lanzarse, sin más, a rebajar los precios de sus productos. Por este motivo, es necesario diseñar una estrategia digital que no sólo atraiga a nuevos usuarios, sino que fortalezca los lazos de fidelización con los clientes actuales. De este modo, los primeros se verán atraídos por los descuentos y los segundos se sentirán cuidados al recibir ofertas que se ajustan a sus necesidades.

Dicho esto, llega el momento de sacar provecho al Black Friday y la campaña navideña, para lograr cerrar el año con los mejores resultados posibles. Así que toma nota de las tres claves del éxito para ofrecer promociones atractivas a todo el público:

  • Pon en marcha diferentes tipos de descuentos. Ofrecer una rebaja general del 20% puede llamar la atención de algunos, pero si queremos que los consumidores pasen más tiempo ojeando la web es más efectivo lanzar varios tipos de promociones. Se puede optar, por ejemplo, por combinar “ofertas flash” de un número de productos limitado a un precio rebajado por un periodo de tiempo muy corto con “ofertas del día” que estén disponibles durante toda la jornada.
  • Utiliza lo que sabes sobre tus clientes para ofrecerles descuentos personalizados. Un cliente satisfecho por la compra de aquel producto que hace tiempo que deseaba, y que además ha conseguido a precio rebajado, no sólo es un consumidor fidelizado, se convierte en prescriptor para sus amigos y familiares. Hay que tener en cuenta las necesidades y gustos de los usuarios conocidos, ya que permiten ofrecer una mejor experiencia y crear un vínculo basado en el beneficio mutuo.
  • Cuida las palabras. No es lo mismo decir “consíguelo por 10 euros menos” que “ahorra 10 euros”. En el primer caso, se enfatiza la sensación de estar obteniendo un beneficio y en el segundo parece que se evita pagar de más. Ofrecer precios menores no está reñido con dar valor a la marca.

Los descuentos y promociones deben tener una duración determinada, pero para la empresa la rentabilidad debe ir más allá de esos días especiales. Por esta razón debes aprovechar todos los datos que se generan con jornadas de descuento como estas para conocer mejor a tus consumidores y obtener información de cómo ellos perciben tus productos.

Winter is coming: Consejos, ejemplos y recomendaciones para el Black Friday y la campaña de Navidad

El Black Friday y la campaña de Navidad son fechas muy importantes para cualquier marca.
En este White Paper, te damos algunos consejos, ideas y buenas prácticas para que tus campañas de marketing online tengan un gran éxito.

 

 DESCARGAR