Lo que lo millennials no quieren este 2017

 
 

Los millennials, como demografía más consumista de Estados Unidos que son, están reformulando la economía del país y redefiniendo los estándares de marketing para las marcas. Entre todas sus expectativas, esperan tener acceso inmediato a la información de los productos, a comparadores de precios, a la autenticidad y a las opiniones de otros compradores. Para hacerse amigos de esta generación, las marcas deberían saber lo que no quieren. A continuación, comparto una lista de estrategias que los marketers deberían abstenerse de utilizar para realmente llegar a los millennials este 2017:

1. El correo postal

En los últimos dos años he cambiado de casa tres veces y he reciclado diligentemente la mayor parte del correo de marketing que llegaba a mi buzón en cada una de ellas. A pesar de esto, sigo escuchando que hay un revival del correo postal, en gran parte impulsado por empresas de impresión, asociaciones de marketing directo y USPS. No utilizar papel es más barato, más ecológico y más fácil de investigar, por lo que, si no me vas a enviar dinero en efectivo en un sobre, mejor envíame un email.

2. Las llamadas telefónicas

Para los millennials las llamadas son intrusivas y, si son imprevistas, simplemente resultan molestas. Todavía utilizamos los teléfonos para ponernos en contacto con las marcas cuando es más rápido y más conveniente que si utilizamos otros canales, algo no tan usual, aunque es cierto que llamamos para hacer reservas o para saber el horario de apertura si no aparece en la web, por ejemplo. Nos atienden del departamento de servicio al cliente por teléfono, aunque preferimos que la web tenga una sección de preguntas frecuentes responsive para el móvil. Una idea mejor sería que los marketers consideraran las oportunidades que los dispositivos del IoT nos ofrecen para crear experiencias de audio interactivas. Como fue el caso de la niña de seis años de Texas que hace poco habló con Alexa (la asistenta digital de Amazon) y que resultó en una compra de una casa de muñecas valorada en 170 dólares y una caja de galletas de cuatro kilos.

3. Los emails con descuentos diarios

Las acciones de Groupon en 2016 fueron las más bajas de su historia, posiblemente porque los descuentos quizás ayudan a atraer a consumidores puntuales que buscan una oferta en particular, sin embargo, si quieres apostar por una estrategia a largo plazo proponiendo precios inconsistentes y utilizando las bandejas de entrada de los consumidores para tantear el terreno, lo más probable es que tu reputación IP (y la de tu marca) se vean negativamente afectadas. En cambio, si envías ofertas o productos relevantes en base al historial de búsqueda o de compras del usuario tus emails serán mucho mejor aceptados.

4. Las landings genéricas para publicidad dirigida

Si un anuncio dice “Llámanos”, el número de teléfono debería aparecer en la landing claramente. Si un texto dice “60% de descuento en botas de invierno”, este debería redirigir a una página con descuentos en calzado. Cuando alguien hace clic en el anuncio de una camisa verde, no deberían de tener que buscar después entre las categorías de la página, además, es que no lo van a hacer. Las landings personalizadas impulsan la conversión y mejoran la experiencia del usuario ya que agilizan el proceso de compra; además es que facilitan enormemente el seguimiento de los marketers, y todos contentos.

5. Los CTAs que no tienen sentido en ciertos momentos

Elegir el objetivo adecuado de tus anuncios es crucial para la conversión, aunque no se le presta tanta atención como se le presta a la planificación de la segmentación o al targeting. Compra ahora, Lee más, Regístrate, Reserva ahora, Descárgate…, ¿cuál de estos comandos tiene más sentido en cada momento? Instrucciones sobre cómo llegar al restaurante más cercano (a la hora de la comida, en un centro comercial, según las preferencias alimenticias de los consumidores), Descargar ahora para los dispositivos con WiFi, Llama ahora para los establecimientos locales o Ponte en contacto por email si el usuario está fuera del horario laboral. Las plataformas de publicidad tienen muchas opciones para ayudarte a impulsar el engagement, las visitas, el tráfico, la asistencia a eventos, las conversiones, etc., pero tienes que entender cuál es tu objetivo y saber elegir cual es el CTA más apropiado en cada momento.

Estamos en un momento increíble para los marketers. Perseguir la codiciada demografía de los millennials es un cambio muy grande, pero el marketing de la generación Y es el futuro para todos, y los consumidores tienen ahora más control que nunca para determinar hacia donde nos dirigimos.

 

La “Z” marca el lugar: prepara tu marca para la generación Z

La Generación Z está formada por aquellas personas de menos de 18 años que nunca han vivido en un mundo sin tecnología digital.

 

DOWNLOAD WHITE PAPER